#RealRunners
¿Cómo influye el tipo de pisada en el rendimiento deportivo del Real Runner? ¿Cómo influye el tipo de pisada en el rendimiento deportivo del Real Runner?

¿Neutro, pronador o supinador?

Recomendación básica: acudir a la consulta de un podólogo deportivo cualificado

¿Cómo influye el tipo de pisada en el rendimiento deportivo del Real Runner?

Un estudio determina que salir a correr con una zapatilla de running no indicada incrementa en un 50% el riesgo de sufrir una lesión

11/11/2021

El informe sobre "Estudios de la pisada en el deportista", que el Consejo General de Colegios Oficiales de Podólogos (CGCOP), y que ha sido desarrollado por la Sociedad Española de Podología Deportiva (SEPOD) y la Sociedad Española de Biomecánica y Ortopodología (SEBIOR), hace hincapié en la necesidad de que el Real Runner preste atención a la elección de la zapatilla que mejor se ajusta al perfil del corredor/a. En este punto, el conocimiento del tipo de pisada es un apartado fundamental, ahora bien ¿cómo diferenciar entre pisada neutra, pronadora o supinadora? ¿Dudas o no al respecto? ¡Sigue leyendo!

El citado estudio pone de manifiesto que salir a correr con una zapatillas running no indicada incrementa en un 50% el riesgo de sufrir una lesión. De hecho, las lesiones más frecuentes en corredores/as populares se dan en las articulaciones de los pies y rodillas, así como a nivel muscular y de tendones del tren inferior.

Con estos datos encima de la mesa, el primer paso para hacer que la zapatilla se convierta en el gran aliado del Real Runner, y sea su primer método de prevención frente a posibles lesiones es determinar su tipo de pisada y establecer cómo se produce ese impacto contra el suelo.

Tipologías de pronación: neutra, pronadora y supinadora

A la hora conocer el tipo de apoyo adecuado que ofrece la zapatilla para correr es primordial entender qué es la pronación. Partiendo de la base que todos los Real Runners pronan, en mayor o menor grado, cuando se habla de pronación se hace referencia al movimiento natural que tiene el pie durante la carrera. Durante el impacto, el arco del pie suele soportar hasta tres veces el peso corporal del deportista, y como mecanismo de compensación en la absorción de los impactos, el tobillo del runner rota de forma interna o externa. Esa forma de apoyar y aterrizar el pie sobre el suelo es diferente de un/a corredor/a otro/a. Así los tres tipos de pronación son:

Los corredores/as con una pisada neutra suele presentar un arco del pie normal. El apoyo del pie se produce con la zona exterior del talón, y luego tiende a rotar hacia el interior. No están exentos de lesiones, pero sí que es cierto que el riesgo es más bajo, dado que el impacto sobre el suelo se produce de una forma más uniforme desde el talón hacia la parte delantera del pie.

En el caso los Real Runners con pisada pronadora, o también denominados como sobrepronadores, el impacto es muy similar al del corredor/a neutro/a, pero la rotación interna del tobillo es más acusada, y todo el peso se transfiere hacia la zona más interior del pie. Se nota mucho también porque tanto el dedo gordo y el segundo dedo del pie son los que más trabajo hacen en la fase de empuje.

Un rasgo característico del corredor/a es que suelen tener bien planos planos, o bien arcos plantares más bajos. Por cierto, la fascitis plantar es una de laslesiones más comunes del runner pronador/a.

El movimiento de rotación del pie del corredor/a supinador/a es más exagerado hacia la parte externa del pie. Todo lo contrario que el atleta pronador/a. Los dedos pequeños del pie son los que más presión soportan en su parte superior. Por norma general, esta tipología de pisada va asociada a un arco plantar más alto y elevado. Las lesiones más habituales en el runner supinador/a son la fascitis plantar, calambres musculares e incluso esguinces y torceduras del tobillo.

Con todo ello se puede concluir que las zapatillas para correr de estabilidad y soporte son las más indicadas para los Real Runners pronadores, mientras que los modelos más flexibles están indicados para los supinadores. Sin dejar en segundo plano una premisa importante como la de que a mayor nivel de amortiguación, mayor grado de absorción de los impactos, y por tanto, más protección en cada zancada.

Por último, la recomendación general no es otra que la de acudir a la consulta de un podólogo deportivo cualificado para realizar un estudio biomecánico de la pisada, y así despejar dudas. Una inversión igual de importante que la compra de la zapatilla running más adecuada para salir a correr.

¿Podemos ayudarte?

Estamos aquí para informarte si tienes más dudas sobre este producto.
Atendemos tus preguntas: