mi salario en efectivo o en especie

Mi salario ¿en efectivo o en especie?

mi salario en efectivo o en especie

22/12/2014

​Algo ha cambiado en tu nómina si disfrutas de parte de tu salario en especie. El Gobierno aprobó el pasado julio una medida, ya en vigor, que obliga a las empresas a cotizar por el salario en especie. Así pues, los vales de comida, las ayudas a la guardería, el uso de un vehículo, seguros de salud, los bonos para el transporte, etc. toda aquella remuneración que se recibe en servicios, bienes o productos y no en dinero, ha pasado a integrar las bases de cotización.

El resultado es pues que las bases de cotización se hacen mayores para el trabajador y se cotiza a la Seguridad Social por una cantidad mayor. Lo que tiene su lado bueno y malo. Por empezar por lo positivo, digamos que al cotizar por una cantidad superior se reconoce mayor salario y mayor cobertura social en caso de desempleo, por ejemplo, o de cara a la futura pensión. Es decir, aumenta nuestra protección como trabajadores.

Pero la parte negativa es que el salario que se percibe a final de mes se ha visto mermado, la cantidad del cuánto ha sido esa bajada dependerá de en qué porcentaje de la nómina se cobraba en salario en especie. Por lo general, se calcula que este tipo de remuneración representa alrededor del 30% del sueldo. El secretario de Estado de Seguridad Social, Tomás Burgos, apuntó en su día que esa merma estaría en una media del 1,09 euros al mes mientras que los sindicatos lo situaron en una franja que va de los 60 a los 600 euros anuales.

El hecho es que ahora trabajadores y empresas, estas últimas mucho más, han tenido que aumentar el pago que realizan a la Seguridad Social. Y sí, vendrá bien en el futuro pero, a corto plazo, lo que supone es que el trabajador cobra menos a no ser, claro está, que se cotice ya por el máximo. Otro aspecto negativo que algunas voces han dado a esta medida es que las compañías ya no serán tan partidarias de ofrecer a sus trabajadores estos 'pluses' que suponen un valor añadido para el trabajador.

Por otro lado, no sólo se ha establecido la obligatoriedad de cotizar por el salario en especie. Las empresas también están ahora obligadas a detallar punto por punto todos los conceptos que confirman una nómina, coticen o no. El nuevo modelo acaba de comenzar a implantarse y será obligatorio a partir de 2015.

Sigue leyendo sobre

También puede interesarte...